JunínYa está en venta.

Si está interesado en adquirir el sitio comuníquese por email a prensaycomunicacion.junin@gmail.com

Domingo 23 de septiembre de 2018

?

Junín | Buenos Aires

UNLP 08/01/2018

Cannabis medicinal: unos 60 profesionales terminaron el 1º posgrado universitario

Unos 60 médicos y profesionales de la salud concluyeron el primer posgrado del país en cannabis medicinal dictado por la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP).


LA PLATA, ene 7 (por Ana C. Roche / aroche@dib.com.ar).- Marcelo Morante, especialista en medicina del dolor, docente e impulsor del posgrado, hace hincapié en que este espacio de formación  "es clave", ya que en la discusión sobre el uso del aceite de cannabis había participado toda la comunidad "pero el médico había quedado algo relegado" y, subraya, que "el hecho de que haya médicos especializados, es tan importante como la obtención de un producto de calidad para los pacientes".

Este espacio de formación hubiera sido impensado hace una año y medio atrás, antes de la sanción de la ley que habilita la utilización de aceite de cannabis para la epilepsia refractaria y posibilita la investigación científica sobre los alcances y usos de la planta. "Dentro del espíritu de la ley está la idea de alentar la capacitación y de generar convenios para capacitar. Cuando se plantea el uso de cannabis medicinal hay un requisito fundamental que es la calidad del producto y el acompañamiento médico", remarca Morante.

Sobre cómo se llevó a cabo el curso en la UNLP,  el especialista cuenta que la capacitación se pensó alejada de un formato vertical y se trató de hacer "más horizontal, más tipo un taller en el que el médico pueda interactuar con quien lo instruya sobre el uso medicinal del cannabis y a su vez pueda contar su experiencia". Desde ese posicionamiento, describe, "se logró un ida y vuelta" en el que se pudo sumar la vivencia, lo que ya venía ocurriendo en los consultorios, al conocimiento científico. "Es una mirada del médico desde la formación continua, de un médico que se compromete con la temática", señala Morante.

El posgrado es semestral, se cursa un sábado por mes y para acreditar el título los participantes rinden un examen final escrito. En esta primera edición participaron médicos y profesionales de la salud de varias provincias, para sorpresa de Morante, quien pensó que solo se iban a anotar colegas conocidos y allegados a su entorno. 

A modo de balance, Morante reflexiona y dice que vive "con mucha alegría" el proceso llevado a cabo, después tantos meses de trabajo. "Las críticas y cuestionamientos que recogimos de los profesionales fueron muy interesantes, como por ejemplo, sobre la bibliografía, que no abunda, o sobre saber qué pasaba si ellos administraban el aceite de cannabis, o qué ponían en la historia clínica, si se animaban, o contar asimismo cuál es la actitud de la familia de los pacientes", grafica.

Como en la mayoría de los temas que generan tabúes y prejuicios, Morante señala la importancia de este curso como posibilidad de hacer circular la palabra. "Nos dimos cuenta de qué importante es que el médico rompa el silencio, que el médico visibilice que en todo este tiempo muchos pacientes han venido preguntando y que en muchos casos ya lo venían usando (al aceite), así como la necesidad de la existencia de la ley como marco regulatorio, para que no se criminalizara el acto médico", detalla. 

El posgrado está dirigido a médicos así como a otros profesionales y actores de la salud, como farmacólogos, kinesiólogos, psicólogos, terapistas ocupacionales. Si bien hubo mayormente médicos, la idea de los docentes era no dejar afuera a otras personas que trabajan en unidades de cuidados paliativos.

"Si uno tiene que hacer una reflexión sobre a qué tipo de médico interpeló este posgrado es a los médicos paliativistas, los médicos que asisten a pacientes con mucho sufrimiento, como cáncer, enfermedades neurológicas", expresa el especialista. "Si bien la ley contempla la epilepsia refractaria como una única indicación, el hecho de haber recibido mayormente  médicos de cuidados paliativos presenta una disociación entre una realidad y una ley, entonces hay que trabajar para que esa ley se discuta ya que en la parte que habla de investigación y educación estima que pueden contemplarse otros diagnósticos así que la apertura ya está", enfatiza Morante.

 

Red de profesionales

El ministerio de Salud de la Nación, a través del programa nacional para el estudio y la investigación del uso medicinal de la planta de cannabis dirigido por el doctor Diego Sarasola, quien participó del posgrado de la UNLP, confeccionará una red para dar a conocer cuáles son los médicos capacitados en este curso, para poder ser consultados en los distintos puntos del país y que los pacientes cuenten con el acompañamiento necesario. Esa información estará disponible una vez que se computen los resultados de los exámenes finales que rindieron los profesionales que egresaron del posgrado. (DIB) AR

Cámara de Diputados - Provincia de Buenos Aires
Desarrollo web en Junín por www.brandal.com.ar